Edoméx y Colombia coordinan esfuerzos para combatir la trata de personas

CRONISTA

Ciudad de México.- Para prevenir y erradicar el delito de trata de personas en el Estado de México, Rodrigo Espeleta, secretario de Justicia y Derechos Humanos, y Dilcya García, Fiscal Central de Atención a Delitos Vinculados a la Violencia de Género de la Fiscalía General de Justicia estatal (FGJEM), se reunieron con el cónsul general de Colombia en México, Santiago Arrubla.

En el encuentro, se acordó que la Comisión Ejecutiva de Atención a Víctimas (CEAVEM) de esta Secretaría, la Fiscalía Especializada en Trata de Personas de la FGJEM y el Consulado de Colombia en México elaborarán un protocolo de coordinación para la atención de víctimas de aquel país que deban ser atendidas en territorio mexiquense. También el Consulado brindará capacitaciones para servidoras y servidores públicos en materia de atención a víctimas de trata y en temas de investigación y búsqueda de personas desaparecidas.

“Estamos sumando esfuerzos a nivel nacional e internacional para mejorar los mecanismos de prevención del delito y atención a las víctimas, para garantizar el bienestar de las y los mexiquenses”, explicó el Secretario Rodrigo Espeleta.

Colombia se encuentra en el nivel 1 de combate a la trata de personas según el Reporte de Tráfico de Personas de 2017, elaborado por el Departamento de Estado de Estados Unidos. Esto gracias a que pusieron en marcha la Estrategia Nacional para la Lucha contra la Trata de Personas que contempla un enfoque interinstitucional y la participación de la sociedad civil con el objetivo de combatir la trata de personas, proteger y dar asistencia integral a las víctimas, fortalecer mecanismos de cooperación internacional y elaborar políticas públicas que permitan prevenir y erradicar este delito.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Se reunen representantes territoriales del PRI en la Ciudad de México

Salario Rosa reconoce a las amas de casa porque procuran el bienestar familiar: ADM

Mikel Arriola denunció el abandono de parques públicos